Inicio

Inicio

UNA VISIÓN MINISTERIAL CLARA

Conocer Su Palabra

La Palabra de Dios es central en la vida del cristiano y en la iglesia. Las Escrituras son la norma y guia autoritativa para toda la vida cristiana, en su práctica y doctrina. Como comunidad de fe buscamos cada día profundizar más en el conocimiento de la Biblia. Por tal razón, tenemos un compromiso inquebrantable con la predicación expositiva.

Crecer en Su Santidad

Escuchar la Palabra con oídos y corazones dispuestos a obedecer, es la máxima adoración que podemos darle a Dios. Como hijos y adoradores del Creador, hemos sido llamados a vivir vidas diferentes apartadas del pecado. Jesucristo es nuestro ejemplo a seguir, queremos seguir Sus pisadas e imitar Su ejemplo. Revestirnos del nuevo hombre cada día.

Compartir Su Amor

La expresión máxima del amor de Dios es el Evangelio. El Padre por amor enviando al Hijo a morir. El Hijo por amor voluntariamente tomando la cruz. El Espíritu Santo poderosamente dando vidas a muertos espirituales. Queremos ser un instrumento en las manos de Dios para llevar este amor al mundo. Predicar el Evangelio es la máxima expresión de amor de la Iglesia.

Cooperar en Su Obra

La Iglesia es el instrumento divino para la expansión del reino de cielos, y es dentro de la misma en donde cada creyente debe cooperar y trabajar. Dios no quiere creyentes solitarios, y tampoco quiere creyentes inertes. Queremos ser una iglesia llena de servidores que buscan constantemente oportunidades para ejercitar sus dones con el fin de ser edificados mutuamente.